La Rabia en los perros

La Rabia en los perros

La Rabia es un virus que puede afectar al cerebro y a la médula espinal de todos los mamíferos, incluyendo perros, gatos y seres humanos. Aunque se puede prevenir, hay una buena razón por la que la palabra “Rabia” evoca el miedo en la gente. La enfermedad ha sido reportada en todo el mundo, a excepción de Australia y la Antártida. Hoy en día, la rabia está totalmente erradicada en España.

Anualmente, la rabia causa la muerte de más de 50.000 personas y millones de animales en todo el mundo. Una vez que los síntomas aparecen, la enfermedad resulta en la muerte.

¿Cómo podría tu perro contraer la Rabia?

Dado que los animales que tienen la rabia secretan grandes cantidades de virus en su saliva, la enfermedad se transmite principalmente a los perros a través de la mordedura de un animal infectado. También puede transmitirse a través de un rasguño, o cuando la saliva infectada entra en contacto con las membranas mucosas o una herida abierta. El riesgo es más alto si tu perro, o cualquier otro animal doméstico, se expone a animales salvajes. Los portadores más comunes del virus de la rabia podrían ser los murciélagos, los mapaches, y los zorros.

¿Cuáles son los síntomas generales de la Rabia?

En la etapa inicial, un perro infectado puede mostrar ciertos cambios de comportamiento extremos, como inquietud o aprensión, los cuales pueden venir acompañados de agresión. Los perros cariñosos pueden llegar a ser irritables, mientras que los animales normalmente excitables pueden llegar a ser más dóciles. Un perro podría morder ante cualquier estímulo, atacar a otros animales, a las personas y e incluso a objetos. Podrían lamerse y morderse en el lugar donde fueron mordidos. La fiebre también puede estar presente en esta etapa.

A medida que el virus progresa, un perro infectado puede llegar a ser extremadamente sensible al tacto, la luz y el sonido. Pueden comer cosas poco usuales y esconderse en lugares oscuros. Pueden seguirle síntomas como la parálisis de los músculos de la garganta y de la mandíbula, lo que resulta en el conocido síntoma de expulsar espuma por la boca. También podrían sufrir desorientación, falta de coordinación y tambaleos, a causa de la parálisis de las patas traseras. Otros signos clásicos de la rabia incluyen pérdida de apetito, debilidad, convulsiones y muerte súbita.

¿Cuánto tiempo tardan los síntomas de la Rabia en manifestarse después de la infección?

El virus generalmente se incuba de dos a ocho semanas antes de que se aprecien los síntomas. Sin embargo, la transmisión del virus a través de la saliva podría haber ocurrido tan solo diez días antes de que aparezcan los síntomas.

¿Qué perros tienen más riesgo contraer la Rabia?

Los perros no vacunados a los que se les permite pasear al aire libre sin supervisión tienen un mayor riesgo de infección. Están expuestos a animales salvajes y tienen más posibilidades de pelear con perros o gatos callejeros infectados.

¿Cómo se diagnostica la Rabia?

No existe una prueba precisa para diagnosticar la rabia en los animales vivos. La prueba de inmunofluorescencia directa es la prueba más precisa para el diagnóstico, pero debido a que se requiere tejido cerebral para su realización, sólo se puede realizar después de la muerte del animal.

¿Cómo se trata la Rabia?

No existe un tratamiento o cura para la rabia una vez que aparecen los síntomas. Dado que la rabia es una amenaza grave para la salud pública, los perros que son sospechosos de tener el virus suelen ser sacrificados.

¿Cómo se puede prevenir la Rabia?

Mantener a tu perro al día con el programa de vacunas no sólo es esencial para la prevención, sino que además es obligatorio en ciertas comunidades de España (como Andalucía y Madrid) y en muchos países extranjeros. También es obligatoria la vacuna contra la rabia si vas a viajar al extranjero con el perro.

Consulta a tu veterinario sobre la vacuna correcta y el calendario de vacunación de tu perro. En algunas zonas del país, es obligatorio que todos los perros y gatos domésticos sean vacunados a partir de los tres meses.

La vacunación de tu mascota no sólo le protege de contraer la rabia, sino que también le protege en caso de morder a alguien. Los perros que muerden a personas están obligados a confinarse durante al menos 10 días para ver si la rabia se desarrolla, y si los registros de vacunación del animal no están al día, una larga cuarentena, o incluso la eutanasia, pueden ser obligatorias.

Evitar el contacto con animales salvajes también es necesario para la prevención. Podrías disminuir en gran medida las posibilidades de transmisión de la rabia simplemente paseando a tu perro con una correa, y supervisándole mientras está al aire libre.

¿Qué debes hacer si piensas que tu perro ha tenido contacto con un animal rabioso?

¡Llama a tu veterinario y pídele una cita inmediata! También deberás ponerte en contacto con los oficiales de control de animales locales si el animal que mordió a tu mascota sigue en libertad, ellos serán más capaces de captar de manera segura.

Después de tener contacto con un animal rabioso, el virus de la rabia puede permanecer vivo en la piel de tu mascota durante un máximo de dos horas. Es mejor que no toques a tu perro durante ese tiempo. En caso de tener que hacerlo para controlarlo, usa guantes y ropa de protección.

Aunque un perro esté al día con sus vacunas, si ha sido mordido por un animal rabioso, es posible que se le deba dar una dosis de refuerzo contra la rabia inmediatamente y mantenerse bajo observación durante 45 días.

¿Qué debes hacer si has sido mordido por un animal rabioso?

¡Llama a tu médico inmediatamente y sigue sus indicaciones! Puede que tengas que recibir una serie de inyecciones para proteger tu salud. Además, ponte en contacto con el departamento de salud local para reportar la mordedura.

Nota: No intentes manipular o capturar un animal salvaje, especialmente si está actuando de manera extraña (por ejemplo, un animal nocturno que está fuera durante el día, un animal que actúa de una manera inusualmente dócil). Informa a las autoridades locales tan pronto como te sea posible.

¿Qué debes hacer si te encuentras con un animal rabioso?

Lo más importante es que no intentes capturar o controlar a un animal que crees que tiene la rabia, y llames a las autoridades locales para que se hagan cargo de él. Ellos lo capturarán de forma segura y lo aislarán para observar como evolucionan sus síntomas, para confirmar si verdaderamente tiene la rabia. En caso afirmativo, el animal deberá ser sacrificado.

Suscríbete gratis a los contenidos de este blog
Recibirás en tu correo electrónico, de forma semanal o quincenal, todas las novedades más destacadas que publiquemos en nuestro portal.

Date de baja cuando quieras - 100 % libre de spam - No compartiremos tus datos con nadie

2 Comments


  • Por fabor esta es mi pregunta, si un animal sano muerde a otro infectado por la rabia, cuanto tarda en aprecer los primeros sintamas

    Responder

  • Si mi perro mordio a una persona y aun no tiene su vacuna le puede dar rabia ala persona?

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *